El Ayuntamiento prepara un plan de evacuación a la Torre Pelli

Por si vuelve el temporal, el monzón o por si Falete rompe aguas, y por ser el edificio más grande de Sevilla y situado junto al río, el Ayuntamiento ha estado preparado con 40.000 asesores de los buenos, un plan de evacuación especial para la Torre Pelli.

La Torre Pelli o Pali, con sus 200 pisos uno detrás de otro, necesitaba de un hoja de ruta que permitiera una evacuación inminente y eficaz de los miles de banqueros -o lo que sea- que la pueblan. Es por esto que el alcalde la ciudad, Juan Espadas Láser, se ha puesto a piñón con la escuadra, el cartabón y los 200 asesores mirando y diciendo cosas para que se les escuche lo suficiente y poder poner la mano a fin de mes.

Esta misma mañana, el alcalde salía del excelentísimo cuarto de baño de la casa consistorial diciendo: «¡eureka, coño! por fin sé dónde poner la puta escalera pa que caiga en la zodiac.» Poco después se adivinó que el plan era de perogrullo y que Espadas se había venido arriba tras la ingesta del café mañanero, porque al parecer él lo toma muy cargado.

El caso es que, ante una posible desbordamiento del Guadalquivir y su consecuente inundación de la Torre Pali, se ha llegado a un consenso entre los asesores, lo políticos, los ujieres, los policías, los bomberos, los palmeros, los tapiceros (han llegado hoy a su localidad) y los botones del hotel de arriba, para hacer que la gente baje por la escalera interior de toda la vida y cuando se encuentren con el agua, se tiren y se pongan a nadar haciendo el perrito hasta la barca más próxima; sea de los bomberos, del CECOP, de Chanquete o de María la Portuguesa, que desde Ayamonte hasta Faro viene llorando por las tabernas «y así está to de anegao».

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies