Acusan al arquitecto de las setas de habérselas comido previamente

El autor del diseño de las setas de la Encarnación, Jürgen Mayer, ha sido acusado de haberse tomado setas alucinógenas durante el proceso de elaboración del proyecto.

Una testigo holandés asegura haberle visto por aquellas fechas en una coffee shop de Amsterdam con un puestón de los gordos: “Tenía las pupilas mu dilatadas, como dos pelotas de tenis. Decía que estaba flipando y que veía setas por todas partes, con sus gnomos y todo. Ahí mismo cogió una servilleta del bar y se puso a hacer un dibujo, que por mis muertos que eran las setas de Sevilla. Vamos, que hasta tenía las escaleras mecánicas funcionando.” Declara la holandesa.

“Claro, así le ha salido el gofre ese derretío, que parece que lo ha embarcao de un boleón en el árbol de la plaza…” Señala Hortensio Calderé, regente del estanco de la Encarnación. “Pa mí que el atractivo de las setas es que cuando miras parriba te colocas tú también..” Sostiene el estanquero.

Jürgen Mayer -que significa ‘Oscarmayer’ para nosotros y ‘José Juan’ en La Pañoleta- no sale de su asombro con la polémica suscitada; más que nada porque aún no se le ha bajado el colocón que pilló hace 10 años, para levantar tan faraónica obra. También ayuda, por supuesto, el taco que agarró en su época con este encargo, “pues me ha quitado de trabajar pa toa la vida y me dedico a estar siempre a tope, que para dos días que estamos aquí, miarma…” Apunta Oscarmayer con un tiralíneas en la mano, un rotring en la oreja y unos ojitos que no veas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies