Monchi monta en Manchester un Fish & Pavías

Cuando todo el mundo pensaba que Monchi no tenía más balones que quedarse castigado en Nervión, el hacedor de la palangana mecánica que hoy conocemos, ha dejado a todo el sevillismo en orsai. “Resulta que el tío ha cogido, se ha echado dos chándales de la Expó al macuto, y ha picado billete hasta el aeropuerto.” – señala Santiago Caballo-blanco, presidente en funciones de la entidad sevillista.- “Eso sí, antes se ha pasado por el polígono Calonge con la gorra meiba, ha atrapado 80 fanegas de pavías congelados, y se los ha llevado a Manchester en el jet de Lopera”.

Se entiende que Monchi ha escapado a Manchester a realizar el sueño de su vida, “abrir una freiduría gadita style en un lugar con mucho parné y mucho frío,” para hacerse de oro a base de cartuchos de ‘pavías & fish’,  de ‘adobo´s &chips’ o de ‘crazy croquetas’. Por lo visto, cuando un conserje septuagenario vio a Monchi escabullirse del Sánchez Pizjuán con el macuto, trató de impedirle la entrada. Pero el exdirector deportivo del equipo blanco le espetó con voz de pito: “O me dejas salí o te frío las copas de Europa. También.”.

Sevilla Today ha podido comprobar a través de sus 200 corresponsales megapearls, en las peñas sevillistas de la campiña hispalense, que la afición sufre de una angustia existencial sartriana, ortegacánica… Propia de esos colectivos que, como el sevillista, desayuna mojando magdalenas de Proust y rezando al marqués de Nervión.

Cuando todo el mundo pensaba que Monchi no tenía más balones que quedarse castigado en Nervión, el hacedor de la palangana mecánica que hoy conocemos, ha dejado a todo el sevillismo en orsai. “Resulta que el tío ha cogido, se ha echado dos chándales de la Expó al macuto, y ha picado billete hasta el aeropuerto.” – señala Santiago Caballo-blanco, presidente en funciones de la entidad sevillista.- “Eso sí, antes se ha pasado por el polígono Calonge con la gorra meiba, ha atrapado 80 fanegas de pavías congelados, y se los ha llevado a Manchester en el jet de Lopera”.

Se entiende que Monchi ha escapado a Manchester a realizar el sueño de su vida, “abrir una freiduría gadita style en un lugar con mucho parné y mucho frío,” para hacerse de oro a base de cartuchos de ‘pavías & fish’,  de ‘adobo´s &chips’ o de ‘crazy croquetas’. Por lo visto, cuando un conserje septuagenario vio a Monchi escabullirse del Sánchez Pizjuán con el macuto, trató de impedirle la entrada. Pero el exdirector deportivo del equipo blanco le espetó con voz de pito: “O me dejas salí o te frío las copas de Europa. También.”.

Sevilla Today ha podido comprobar a través de sus 200 corresponsales megapearls, en las peñas sevillistas de la campiña hispalense, que la afición sufre de una angustia existencial sartriana, ortegacánica… Propia de esos colectivos que, como el sevillista, desayuna mojando magdalenas de Proust y rezando al marqués de Nervión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies